Áreas protegidas de México : Montañas, fauna y flora

Os mostramos un vídeo sobre los admirables entornos de áreas protegidas de Mexico que por su gran altura y belleza se imponen ante quienes la visitan. Son regiones con diversas atmósferas que producen matices en el cielo, ya que por temporadas se producen nevadas en ellas, tiñéndose de blanco.

Entre las montañas más significativas del país destacan los grandes colosos del Iztaccíhuatl y el Popocatepetl, ubicadas dentro de uno de los más enigmáticos parques nacionales mexicanos;

Otros parques nacionales son el Parque Nacional Nevado de Toluca, un espacio natural protegido ubicado en las faldas del Nevado de Toluca, este ocupa una superficie aproximada de 46,784 hectáreas. La flora que se encuentra en el parque se compone de un bosque de coníferas y encino, en cuanto a fauna se encuentran ardillas, aves, conejos, coyotes, reptiles, roedores, teporingos y tlacuaches.

El Parque Nacional Pico de Orizaba, corresponde su extensión en parte al volcán del Pico de Orizaba o Citlaltépetl, la montaña más alta de México, y a los bosques de alta montaña y zonas de pastizales adyacentes, los cuales conservan una gran diversidad tanto de flora y fauna propia de la región.

El Parque Nacional Cumbres de Monterrey fue creado el 24 de noviembre de 1939 por decreto del entonces presidente Lázaro Cárdenas, contando en ese entonces con un área de 246,500 hectáreas, lo que lo hizo en su momento el parque más grande de México. Por un decreto de redelimitación en el año 2000 se redujo su extensión a 177,395.95 hectáreas.

Éste parque se constituyó como tal para la conservación de la flora y fauna del lugar, la cual con el crecimiento de la mancha urbana de Monterrey se encuentra amenazada.

El Parque Nacional San Pedro Mártir comprende la porción boscosa ubicada dentro del sistema montañoso de la Sierra de San Pedro Mártir. Se trata de una de las pocas extensiones de bosque de montaña que se ubican en la Península de Baja California. Cuenta con una variedad de especies de coníferas y sirve de importante refugio para la fauna de la península entre cuyas especies, algunas de carácter endémico se puede observar al borrego cimarrón.

Se ubica en la porción central del estado mexicano de Baja California, cuya zona corresponde al municipio de Ensenada. La zona se exploró por vez primera hacia 1701 por las expediciones llevadas a cabo por Eusebio Francisco Kino, pero la orden dominica fue quien fundó la primera misión en el lugar.

Dentro de los límites del parque nacional, en la elevación montañosa conocida como el Cerro de la Cúpula se estableció en el año de 1971, el Observatorio Astronómico Nacional de México, el cual es el segundo más importante de Latinoamérica.

Aquí tenemos un vídeo sobre el Museo Nacional de Antropología de México

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*